Lean IN Argentina

Estudio “Women in the Workplace”

LeanIn.Org

PERSPECTIVAS DE 5 AÑOS DE INVESTIGACIÓN

Women in the Workplace es el estudio completo más grande del estado de la mujer en las empresas estadounidenses. LeanIn.Org y McKinsey & Company han publicado este informe anualmente desde 2015 para brindar a las empresas la información que necesitan para promover a las mujeres y mejorar la diversidad de género. Durante los últimos cinco años, hemos recopilado información de casi 600 organizaciones que emplean a más de 20 millones de personas.

  1. La sabiduría convencional dice que las mujeres se topan con un “techo de cristal” que les impide alcanzar puestos de liderazgo superior. Pero en realidad, las desigualdades en la contratación y los ascensos comienzan mucho antes, en el primer paso crítico hacia el nivel de gerente. Por cada 100 hombres de nivel de entrada que ascienden a puestos de nivel directivo, solo ascienden a 72 mujeres, a pesar de que las mujeres y los hombres piden ascensos a tasas similares. Este “peldaño roto” conduce a una brecha cada vez mayor: aunque las mujeres representan casi la mitad de la fuerza laboral de nivel de entrada, ocupan solo alrededor de un tercio de los puestos de nivel directivo y menos de una cuarta parte de los puestos ejecutivos.
  2. Muchas mujeres enfrentan prejuicios agravantes debido a su identidad, antecedentes o creencias. Año tras año, nuestra investigación muestra que las mujeres de color, las lesbianas y bisexuales y las mujeres con discapacidades están teniendo experiencias distintas, y en general peores, en comparación con las mujeres en general. Esto es particularmente cierto para las mujeres negras y las mujeres con discapacidades, que con frecuencia son ignoradas y subestimadas.
  3. El setenta y tres por ciento de las mujeres informan experimentar desigualdades cotidianas, discriminación y prejuicios en el trabajo. Estas experiencias a menudo toman la forma de micro-agresiones, como cuando alguien cuestiona el juicio de una mujer, la interrumpe en una reunión o asume erróneamente que es una empleada menor. Aunque las micro-agresiones pueden parecer pequeñas cuando se tratan una a una, de ahí su nombre, se suman. Las mujeres que experimentan micro-agresiones ven sus lugares de trabajo como menos justos y tienen tres veces más probabilidades de pensar regularmente en dejar su trabajo que las mujeres que no lo hacen.

El informe completo Aquí

Suscribite!

Suscribite a nuestro newsletter para recibir novedades, webinars y eventos.